Lente de Contacto Escleral

lente de contacto escleral

La lente de contacto de escleral es un tipo de lente semirrígida con un tamaño entre 12 y 20 mm. Su diámetro es similar al de las lentes blandas, gracias a ello apoyan en la esclera y resultan muy cómodas de llevar.

Son unas lentes muy cómodas debido a que se apoyan en la esclera, una zona del ojo que carece de nervios.

¿Cuándo usar una lente de contacto escleral?

Se aconsejan en los casos en los que la adaptación con una lente rígida corneal ha fracasado por no poder centrarla adecuadamente, o no alcanzar las irregularidades corneales periféricas; es lo que puede suceder en casos de anillos intraestromales, en queratoplastias penetrantes o queratocono avanzado. También se aconseja en casos de ojo seco severo, debido a que se crea un reservorio de lágrima artificial que mantiene al ojo permanentemente húmedo.

Para su manipulación se requiere el uso de ventosas para la inserción y la extracción.